El Manifest

23% de noies i el 15% dels nois pateixen abús sexual en la infància o adolescència i la gran majoria romandre en silenci per por. L’abús sexual infantil és un acte sexual no consentit en el qual el nen està sotmès a tot tipus d’assetjament injust. Aquest comportament tendeix a ser repetitiu dins o fora de l’entorn familiar. Aquest es realitza en un alt percentatge en l’entorn familiar, per la qual cosa se solen amagar religiosament mentre, les víctimes aterrides guarden un rigorós silenci.

Els abusos són un problema de desconeixement social, on la persona agressora exerceix és un abús de poder. A diferència del que molta gent creu, això succeeix en diferents cultures i diferents nivells econòmics. Segons la Convenció sobre els Drets de l’Infant de 1989 signada per les Nacions Unides: “Els nens tenen dret a la protecció contra tota forma d’explotació sexual i abusos.”

Heus aquí un breu conte que ens relata la magnitud de la situació, expressant algun dels sentiments de les víctimes:

Una vegada…

Una nena aterrida en un racó de mala mort.

Sanglotava les seves pors i implorava que els seus recels cessessin d’una vegada.

Mussitava paraules amb paüra

però al seu torn caminava desitjosa que aquestes anessin escoltades,

amb el consol que algú alleugés la seva pena.

Minuts abans unes mans havien recorregut la seva pell envaint així la seva candor

La seva ingenuïtat la feia desconocedora de tal atrocitat.

Un sentiment de brutícia l’assetjava.

Un terror inusitat va irrompre en el seu interior.

Va sentir por.

Por al rebuig,

por al fet que una perenne foscor l’acompanyés la resta de la seva vida,

per la qual cosa va guardar silenci.

Hi ha contes que tenen un principi funest,

però no per això han de tenir un final tràgic i fatídic

Hi ha finals esperançadors,

plens de llum i color.

Per que això passi,

cal trencar el silenci.

No conservis rancúnies,

aquests entorpeixen la labor d’avançar.

El camí és llarg,

incert i ple d’obstacles,

però les llàgrimes passades calmen avui la nostra set

i els riures són el ressò que acompassa el nostre caminar.

Els somriures d’antany,

són la clau del matí.

No cal estancar-se

i donar fluïdesa a les nostres il·lusions,

malgrat que aquestes un dia es van veure truncades.

Cal renéixer de les cendres

i avivar l’esperit amb l’anhel d’un nen.

I colorín, colorit…

espero que amb el comunicat anterior es reuneixin moltes signatures perquè aquest

i molts altres contes,

tinguin un final feliç i es vagin eradicant els abusos sexuals.

No podem canviar el passat,

però si modificar el futur actuant sobre el present.

“Un dia em van arrabassar la infantesa,

però no van aconseguir infringir les meves ganes de ser nena”.

Petite Anaïs

AL SIGNAR LA PETICIÓ QUE ENVIANT AQUESTA CARTA

DESTINATARIO: SR. D. ALBERTO RUIZ-GALLARDÓN, MINISTRO DE JUSTICIA Y SRA. DÑA. ANA MATO MINISTRA DE SANIDAD, SERVICIOS SOCIALES E IGUALDAD

Estimados Señores Ministros,

Según un estudio realizado por Félix López Sánchez, “Psicólogo de la Universidad de Salamanca” solicitado por el Ministerio de Asuntos Sociales en 1994, el 23% de las niñas y el 15% de los niños sufren abusos sexuales antes de los 17 años en España.

Parece insólito que hayan pasado tantos años y en el 2012, los niños siguen desprotegidos ante la pasividad de los estamentos. No hace falta irse a países lejanos para horrorizarse porque a la vuelta de la esquina, en nuestra propia ciudad, hay algún niño que necesita ayuda, alguno de ellos ya adulto que necesita romper el silencio después de tantos años sin voz.

Solicitamos:

Se realice prevención de los abusos obligatoria en las escuelas porque el 80% de los abusos los realizan familiares o del entorno cercano.

No prescriban los delitos de abusos sexuales acometidos en la infancia.

Se acorte el proceso judicial de los niños, en muchos casos da la sensación que se juzga a la víctima en lugar del agresor. Las pruebas se deben hacer lo más rápido posible para no eternizar el suplicio, por el bienestar psicológico de las víctimas.

Se creen especialidades de abusos sexuales infantiles en psicología, psicopedadogía y pedadogía para poder ayudar a romper el silencio de los abusos tanto en niños como adultos que no han dado el paso, y poder así paliar su dolor.

Se creen programas y centros específicos en todas las comunidades autonómicas para ayudar a los adultos que en su infancia sufrieron abusos y apoyo sus familiares, para que éstos puedan romper su silencio con dignidad y todo el respeto que merecen.

Se condene a las personas docentes, curas y demás personas que están en contacto con niños que haciendo abuso de autoridad agreden sexualmente a nuestros menores. Se les expulse inmediatamente para que no estén en contacto directo con niños y no puedan dar lugar a más abusos injustos.

Se realice un información veraz en los medios de comunicación sin tratarlos desde el morbo y la frivolidad inmerecidas. No queremos contadores que se inicien en Enero porque los abusos existen hace años.

Se informe detalladamente a la sociedad como se debe actuar ante los casos de abusos en la infancia ante un niño/a o un adulto y se cree un protocolo de actuación informativo para las personas que conozcan algún caso de abuso sexual infantil puedan denunciarlo.

Que se haga una campaña de prevención para concienciar al pueblo, con un teléfono de contacto para todas las víctimas y familiares, al igual que lo hay para temas como la drogodependencia, violencia de género, etc…

Les remitimos este manifiesto para solicitarles que hagan todo lo posible para mejorar el sistema actual entorno al abuso sexual infantil.

Queremos recalcar desde este manifiesto, que intentamos alcanzar un mundo en el que se respeten los derechos de los menores.

“Ellos son la llave de mañana, pues son los portadores de nuestro futuro”.

Atentamente,

Participa en el manifest per la integritat de la infància